HIKIKOMORI

Un día decides recluirte en tu habitación o en algún otro lugar de tu casa, te aislas cada vez más, pierdes el contacto con tus amistades, e incluso con tu familia las relaciones se van haciendo más lejanas de forma paulatina. Ya eres un HIKIKOMORI.

El nombre os da la pista, es un fenómeno surgido en Japón, donde ya se contabilizan más de un millón de jóvenes con este trastorno, que no siempre se da solo, puede estar acompañado de depresión o de miedo a los espacios abiertos.El detonante puede ser un desengaño amoroso, problemas de relación o malos resultados en la escuela.

Se achaca a la excesiva presión que se ejerce en ese país: el progreso recae en el esfuerzo de todos, y también de la juventud que estudia. Hablamos de una sociedad con un gran desarrollo tecnológico en la que se ha producido un empobrecimiento de las relaciones sociales. Los jóvenes hikikimori abandonan la estructura que tanto les presiona, además cuentan «en su habitación» con medios que les ayudan a soportar este aislamiento (como los videojuegos).

La situación familiar se hace difícil y suele ser vergonzoso dentro de la misma, retrasándose normalmente la atención clínica. Algunos se vuelven violentos o amenazan con suicidarse. Además el problema recae en las madres, responsables de los temas familiares de los que los padres normalmente se desentienden.

 

21 pensamientos en “HIKIKOMORI

  1. Entiendo que la sociedad ha llegado a un límite de egoísmo, ya que las personas son muy malvadas y buscan sus propios intereses.Algunas personas como es el caso de los hikikimori que no soportan este ambiente, se aislan de la sociedad, yo creo que estas personas son muy sensibles y a la vez muy independientes.En mi opinión, las personas no deberían de actuar de esa manera y aislarse de la sociedad porque hay que ser fuerte y luchar en la vida, además yo creo que esas personas pueden enfermarse porque el ser humano a mi parecer es sociable por naturaleza porque para que una persona se pueda realizar como tal tiene que ser en la sociedad.
    Al final del texto, se comenta que los problemas familiares le corresponden a las mujeres ya que los hombres se desentienden de estos temas, pero esto no debería de ser así porque en estos casos la ayuda debe provenir de todas las personas.

  2. Desde mi punto de vista, a medida que avaza la sociedad mayor es el número de personas (especialmente jóvenes) que se aislan de ella y se desentienden de todo lo que les rodea ¿motivo? quizás el desengaño al que están sometidos (amor, familia, amigos) puesto que hoy día, desgraciadamente vivimos en una sociedad materialista en la que es más importante el exterior que el interior en las personas y creo que ese es un factor importante que causa ese aislamiento. Otro factor determinante puede ser que conforme transcurre el tiempo, somos más conscientes de que la envidia y la malicia (en la mayoría de las ocasiones) están enmascaradas bajo la apariencia de amistad y cuando verdaderamente necesitamos la ayuda de aquellos que aparentan ser nuestros amigos, no la recibimos, causando un gran desengaño y desilusión en todos nosotros y afectándonos gravemente. Por otro lado, el rechazo familiar y la ausencia de interés hacia uno mismo por parte de tus propios padres ayuda a que nos hundamos y nos encerremos en nosotros mismos puesto que ¿quién se va a preocupar de nosotros, si no lo hacen nuestros propios padres? De este modo, la falta de una verdadera amistad, de una familia, de amor, etc propiciarán en el futuro un notorio ascenso de este fenómeno. Por ello, hay que buscar soluciones para mitigar este suceso ya que la juventud tiene que abrirse al mundo y conocer nuevos horizontes en los que vivir en libertad.

    Hay que ayudarlos y convencerlos de que el camino que han decidido tomar no es el adecuado, sino que para alcanzar la felicidad a la que todo ser humano aspira, deben optar por otros senderos.

  3. A mi parecer el problema es de raíz. La situación actual de la familia no es la mejor, la mayoría de los padres están delegando la responsabilidad de educar a otros, desentendiéndose de su deber de sembrar valores en sus hijos. Así pues, el problema no es la televisión fomentando violencia ni los juegos con exceso de sadismo ni la música ni el internet, sino los padres desligados de sus hijos, con una barrera de incomunicación que se hace cada vez mas grande. Es claro que hay una edad en que la rebeldía y la sensibilidad se posesionan de nosotros, es ahí donde los padres no deben cooperar con la inercia que lleva al hijo a alejarse del núcleo y es ahí precisamente donde se despreocupan. Esos muchachos crecen, pero a duras penas, los menos, maduran.
    Tengo un conocido desde hace algún tiempo que decidió volverse hikikimori, según me contó el fue porque se cansó de ver simpre las mismas caras de payasos (perdón por la expresión pero él lo dijo así), de gentuza y de pesados en general.�l tapió la puerta de su habitación con ladrillos,y solo dejó un pequeño agujero para que su mujer le pasara
    la comida, el agua y la cerveza.Y para que una vez por semana le cambie el cubo de las heces.Con sus ordenadores le basta para ver el mundo y no quiere más.Así se volvió uno de ellos,se cansó de bailar solo en la pista y siempre con la misma canción.

  4. En mi opinión, la causa principal de este problema es la presión social en la que se encuentran. Los japoneses, que es el lugar donde más ocurre este trastorno, están sometidos a una presión social increíble. No me podía creer cuando leí una noticia relacionada con este tema, la cual decía que los japoneses tenían que hacer exámenes para entrar a guarderías, parvularios y más tarde la escuela primaria y secundaria. El fracaso escolar les lleva a los hikikomori a la depresión y a encerrarse en sus casas y aislarse. Además, ven como la sociedad se vuelve cada vez más tecnológica e industrial, y las relaciones familiares o la amistad van desapareciendo. Cuando fracasan, no hay nadie que los apoye, hasta sus propias familias las presionan para su mejora escolar o directamente no hacen caso a estos jóvenes.
    A veces, una persona puede decidir aislarse un cierto tiempo de esta sociedad capitalista, pero en el caso de los hikikomori el problema pasa a mayores. Pasan todo el tiempo solos, entre cuatro paredes, con su Playstation o con el ordenador y así pueden pasar años. Lo peor es que cuando los padres intentan ayudarlos a que se reintegren en la sociedad, amenazan muchas veces con el suicidio, y eso entra el miedo a sus familiares, con lo que le conceden todo lo que le piden: comida, videojuegos, etc.
    La solución es intentar hablar más con ellos sin darles todo lo que piden porque sino seguirán hay en su soledad ya que , para ellos, su cuarto es su bienestar. Como una medida preventiva del problema, según pienso, es que la padres se vuelquen en sus hijos y no les presionen tanto cada vez que haya un fracaso escolar. Otra medida sería un cambio en esta sociedad, tan materialista y superficial, que hunde a muchas personas a la depresión.

  5. Pienso que la persona que es un hikikimori,cree que no es un problema,ya que lo intentaría solucionar.Estas personas se pueden aislar por diferentes causas : por no estar agusto con sus amistades,no encontrarse identificado con los ideales de la sociedad en la que vive, por tener miedo al fracaso, no afrentar sus problemas…etc.
    Todo esto pienso que tiene solución en cierta medida,ya que puede buscar amistades nuevas,más acorde con sus pensamientos; pasar un poco de la sociedad y vivir mas su vida,sin depender de los demas,ni del qué diran; afrontar los problemas,porque por muy malos que sean siempre tienen una solución,nos guste esta o no….
    El verdadero problema de estas personas es cuando mas que todas estas causas que se le pueden presentar,que con ayuda sicologica tambien se podrían aliviar,son ya del tipo de depresiones,ganas de suicidarse…,que puede ser por no sentirse ni identificado con su cuerpo.
    Es cierto que es la madre la que mas sufre todo esto,ya que intentara hacer todo lo posible para que su hijo salga de la habitación,le de un poco el aire,se despeje y se relacione.
    En mi caso,yo no salgo ningún fin de semana,salvo ecepciones,ya que los dedico a estudiar,y es mi madre la que hace que me despeje,y salimos juntas a dar un paseo por el centro o por ahí.
    La situación de los hikikimoris si que se da en nuestra sociedad,pero no tan radicalmente, los niños prefieren jugar con la pley antes que hacer un juego entre ellos.Tambien tengo amigas que al echarse novio han dejado de relacionarse con la pandilla,cambian su forma de comportarse,y se relacionan exclusivamente con su novio.
    En Japon creo que es «normal» que ocurra esto,ya que la gente vive exclusivamente para su trabajo y descubrir tecnologias nuevas,no es una sociedad que se relacione mucho.

  6. Pienso que las personas que son hikikimoris tienen un problema, ya que una persona es sociable por naturaleza y debe desarrollar todas sus funciones y vivir en sociedad, mientras que estas personas huyen de ella, por lo que considero que es un problema, ya que son personas poco sociables y con depresiones. Yo creo que esto se debe a la gran presión a la que los japoneses están sometidos a diario, también pienso que otro de los motivos es que se sientan incomprendidos por los que le rodean, o por tener un problema y no tener fuerza suficiente para enfrentarse a ello, y buscan esta forma para huir de todo esto. Yo entiendo que lleguen a esta situación porque algunas personas, cuando están ante situaciones difíciles, y no se sienten capaces de afrontarlas, huyen, y los hikikimoris pues encuentran que el lugar más tranquilo y donde no tienen problemas es en su habitación, por lo que se encierran en su mundo, donde para ellos no hay problemas, ni presiones etc…
    Yo creo que una vez más, tenemos el ejemplo de la discriminación de la mujer en algunas civilizaciones, ya que para ellos la culpable de que un hijo sea hikikimori es de la madre, y yo considero, que esto es un problema en el que el culpable, es una mezcla de todo, tanto de la familia (madre, padre, hermanos …), como de la sociedad, los amigos, como la persona misma etc…
    Yo conozco a personas, que solo salen de su habitación para ir al instituto, para irse con los amigos y a veces a comer, porque otras veces comen en su habitación, mientras tanto están estudiando, durmiendo o simplemente en su ordenador hablando con sus amigos por msn. No es una situación tan extrema como los hikikimoris pero, por ejemplo, estas personas apenas se relacionan con su familia, y sólo suelen tener relación con sus amigos. Ellos dicen que pasan tanto tiempo en su habitación, porque se sienten bien así.

  7. Hoy en día, hay muchos jovenes que podemos considerar que tienen un problema, el aislamiento total de personas de la sociedad como es el caso de los Hikikimori. En nuestra sociedad hay mucha gente, especialmente jovenes que se aislan de todo el mundo: de su familia, de sus amigos… Ellos comen y se encuentran encerrados en su habitación y se refugian en internet o en videojuegos principalmente. He oído casos en los que varias personas han tenido desengaños como en el amor, con una persona en la cual confiaban o malos resultados en los estudios; y han decidido refugiarse en su habitación y no tener contacto con la sociedad.
    Cuando este fenómeno ocurre se alteran mucho las relaciones familiares ya que esta persona parece que no existe y puede haber discusiones entre los familiares por no entender esta actitud.
    Este problema recae normalmente sobre la mujer aunque no tiene porque ser ella la causante de esta situación. Pero lo que ocurre es que la sociedad aún es muy machista y se piensa que los problemas de los hijos deben ser solucionados por las madres y los padres no tienen nada que ver en esto.

  8. En mi opinión, los hikikimori deberían de ser más fuertes que de lo que son, porque a pesar de la gran presión a la que se ven a diario recluidos, deben ver la vida de otra manera y aceptar los problemas, «tirar hacia delante», y pensar en el futuro, ya que encerrados en una habitación no podrán vivir jamás.
    No es un problema. Yo considero que es una cobardía y deberían de ser más realistas.
    En nuestra sociedad, por ejemplo, también se dan los problemas escolares. Un ejemplo de ello lo teneis en mí.
    Hace algo más de dos años, yo entre en una crisis psicologica, me consideraba inferior a todos, que jamás llegaría a realizar el futuro que me había planteado. Esto me llevó a suspender todas la asignaturas, cuando estudiaba a diario y mi esfuerzo era continuo. Como podéis imaginar, me poseía un sentimiento de frustración enorme, lo que me llevó a hundirme aún más.
    Pero no me encerre, al contrario me ayudaron a creer en mí misma y a seguir intentandolo.
    Yo no creo que el aislamiento que se produce en los jóvenes de nuestra sociedad, sea producido por las mismas causas que en Japón. Aquí en nustro país los hikkimori existen por problemas distintos, del tipo de: sentirse excluido (bien por el físico o por la inteligencia, por el maltratro escolar…).
    Y esto hace que un hikikimori destroce el seno de su familia y, sobre todo, castigue principalmente a la madre, que es a la que siempre se le ha reprochado el problema de sus hijos, ya que son ellas la que siempre están ahí y a la que se le atoga o se le atribuye la educación de sus hijos.
    Con seguridad tendrán que aguantar los reproches de la gente del tipo: este niño está así porque se lo has consentido todo, no has sabido guiarlo por el buen camino, no ha tenido manodura desde pequeño… algo verdaderamente injusto.
    Por todo esto, a todos los hikikimoris les invito a salir de sus habitaciones y a hacerle frente a sus problemas con un poquito de realismo y de confianza en ellos mismos, ya que la sociedad va a continuar tan cruel y desgarradora como en la actualidad.
    ÁNIMO.

  9. La verdad es que por desgracia este problema de HIKIKIMORI se da en muchos lugares del mundo. Las personas, sobre todo los jóvenes se aislan del entorno social y algunos hasta del familiar. Yo creo que esto se debe a la mala educación de los jóvenes. Porque la mayoría de las veces los niños se aislan por los insultos de sus compañeros, las peleas.. a parte del extrés y los agobios de los colegios, trabajos, problemas..
    Yo pienso que esto es una de las cosas peores que te pueden pasar en la vida, ya que las personas necesitamos relacionarnos y comunicarnos con los demás, salir y conocer cosas nuevas, gente nueva.. y sobre todo los niños necesitan desarrollarse jugando y divirtiéndose con otros niños.
    El consejo que les daría a estas personas que tienen este problema, es que en vez de encerrarse en su casa o cuarto, y no querer saber nada de la vida, cambiasen su vida, su ambiente, buscasen otros amigos o compañeros que le respeten, con los que pueda compartir sus sentimientos, con los que puedan hablar..y sobre todo con gente que les haga feliz.

  10. En mi opinión,este es un grave problema ya que los Hikikimoris llegan a aislarse completamente y casi no se relacionan ni con sus familias.
    Este problema, en la actualidad no afecta solamente a los jóvenes japoneses sino que se está extendiendo a otros lugares.
    Los desengaños amorosos, las malas experiencias con personas… pueden ser la causa de este problema.
    El aislamiento de los Hikikimoris también afecta a sus familias, ya que no debe ser agradable ver como un familiar se aisla completamente y no puedes hacer gran cosa,porque esta no es una enfermedad de las que te duele algo y vas al médico.Y además como la mayoría de las cosas, este problema recae en las madres, ya que todavía predomina una mentalidad machista en la mayoría de los lugares y la mujer se tiene que encargar de los hijos, practicamente sin ninguna ayuda.

  11. A mi modo de entender, este problema se veía venir, visto el estado general de la sociedad occidental de nuestro tiempo. En nuestros días, se tiende a valorar más el bienestar de la sociedad como conjunto, que el de cada uno de los individuos que forman dicha sociedad. Esto hace que, los «hikikimori», ante la presión de su entorno (familiares, amigos, medios de comunicación) que intenta inculcarles la idea de que hay que conseguir el bienestar social antes que el individual, se aislen del mundo debido a, desde mi punto de vista, un desengaño con la sociedad, ante la actitud egoista de esta. Creo que la solución a la aparición de estos «hikikimori» no es tan facil como pensamos. Algunos creerán que con un buen psicólogo es suficiente, o que con una buena «bronca» de los padres, asunto arreglado. El problema es más grave como para poder arreglarlo con eso. Hablamos de jóvenes, desengañados con el mundo en el que viven, sin esperanzas por nada y sin apenas ganas de vivir. En nuestros días, hay cada vez más jóvenes con dicho problema. Ante este asunto, a mi me surge la pregunta: «¿El problema de todo esto, es que la verdadera solución, está en cambiar la forma de entender la sociedad?» Yo tengo clara la respuesta, ¿y tu?

  12. Aislarse es el recurso más sencillo y practico para dejar a un lado la patraña de sociedad en la que vivimos, y si además, la manera en que te relacionas con el entorno, los amores, las amistades, la familia, los estudios, el dinero (lamentablemente, hay que incluirlo en la lista), si todo esto te falla, y si ,para mas inri, el individuo es debil y no es capaz de soportar esta situación, me parece excelente que se quite del medio. No todos tienen la misma paciencia.
    No me parece tan anormal y extraordinario que las personas se aislen, es cierto que en Japón son un millón de jovenes. ¿Y que? ,en España lo son menos, pero si fuese posible hacer una proporción entre «cantidad de presión» que se ejerce sobre los individuos y el numero de personas que conforman la población , el resultado sería el mismo, tanto en Japon como en España.
    Además, en Japon la gente se aisla encerrandose en su cuarto y enchufandose a los ordenadores y las maquinas, pues en nuestra cultura la gente se aisla de su entorno de otra forma, algunos se encierran en su cabeza, otros lo dejan todo y se tiran a la calle, otros se van a vivir debajo de un puente (si alguna vez vais camino de alcolea echad un vistazo a la derecha conforme pasais la primera rotonda, ese tipo lleva viviendo ahí 4 años)
    Personalmente , no me parece un fenomeno extraño. Simplemente, en todas las especies , los que no se adaptan al entorno mueren, para los humanos el entorno es la sociedad en la que vivimos y la forma en que nos relacionamos con ella y ella con nosotros, pues lo mismo, el individuo que no se adapte al entorno , cae.

  13. Yo creo que el aislamientos de estos jovenes es un problema, porque alguna vez en su vida tendrán que salir de su habitación y no sabran enfrentarse a la vida por falta de costumbre a la gente, por lo tendrán problemas para buscar trabajo y formar una famila.
    Yo creo que en nuestra sociedad también se da, aunque no con tanta frecuencia ni por las mismas causas. En nuestra sociedad se puede dar a causa de algún maltrato, una marginación de los copañeros de clase, etc.
    En los medios de comunicación casi todos los días, se dan casos de aislamientos de niños porque son maltratados por sus compañeros en el recreo, o por sus familias en sus casas, por lo que en el primer caso se aislan en sus casas por temor a las palizas de sus compañeros. Yo no conozco ningún caso de aislamiento, ni me han hablado de ningún caso.
    El problema recae sobre todo en las madre, porque suelen estar más en casa y se dan cuenta del aislamiento de sus hijos, aunque en el caso de Japón es más el machismo que se vive en el, y los padres culpan a las madres del problema y les obligan a solucionarlo.

  14. La verdadera causa de este problema, según mi punto de vista, es la sociedad en la que vivimos, cada vez más egoísta y materialista. Hay gente que es demasiado sensible y que se sienten inferiores al resto de la sociedad y esto le llevan a encerrarse en su propio mundo en el que el protagonista es él y no hay nadie más. Yo la verdad es que esto lo veo justificado porque la sociedad de hoy en día no hay quién la soporte. Sin embargo, lo que no veo justificado es la actuación de los padres que en ese caso lo que tienen que hacer es ayudarlo, apoyarlo, llevarlo al psicólogo antes de que el tema vaya a mayores, porque un hikikimori no se vuelve de la noche a la mañana sino que hay un proceso en el que los padres, amigos o familiares tienen que ver lo que le está pasando a este chico/a. En mi caso, conozco a una persona que decidió aislarse en su casa, más bien en su cuarto, por el simple motivo de que no se veía bien, no le gustaba su físico y es que la sociedad en la que vivimos es totalmente superficial aunque se diga lo contrario. Ahora esta persona está totalmente deprimida, no quiere hablar con nadie, no se deja ayudar y es que en su caso sus padres no les muestran todo el cariño que esta persona necesita. Yo pienso que para ayudar a estas personas no se tiene que hacer cuando éstos están ya encerrados en su mundo, sino prestarle más atención y darse cuenta de lo que le sucede. Y tampoco se debería hacer suministrarle ordenadores o consolas o en su defecto cortarle la corriente y tomar medidas preventivas para intentar ayudarle. Tenemos que darnos cuenta que éstas personas nos están pidiendo ayuda a gritos que son sordos y no tenemos que ayudarle a que siga metido en su mundo sino que tenemos que ayudarle quitándole consolas y demás objetos que pueden hacer que esté â??bienâ? en su cuarto.

  15. ¡Qué pena que los jóvenes lleguen hasta eso! No sólo en Estados Unidos y Japón se dan casos así. En España también pero menos.

    Yo creo que los jóvenes no se sienten a gusto con su vida, que no quieren vivir y se encierran en una habitación como si fuese la otra vida, la deseada. Alejados de todo lo demás tanto de amigos como de la familia pero sin faltarles la televisión, el ordenador con Internet, play etc.
    También estos casos se pueden dar por indicios de problemas familiares y es que siempre la etapa juvenil traerá consigo discusiones con los padres. Por una parte los padres no son muy comprensivos y nunca se ponen en el lugar de los jóvenes y por otra los jóvenes piden mucho.
    ¿Una posible solución para mejorar la relación padre-hijo y para evitar jóvenes hikikimoris?
    Una adecuada educación y la total integración del hijo en la familia.

  16. Pues en México también se da. Soy madre de un joven con estas características y el problema es muy complicado, involucra a toda la familia. Hemos tratado por numerosos medios de apoyarlo y aunque está recibiendo psicoterapia y antidepresivos para tratar de reincorporarlo, hasta ahora nada ha resultado. Quisiera saber si hay alguna persona u organismo especializado en esta condición para ponerme en contacto inmediato.

  17. Pingback: TICágora » ¿Qué te trae por aquí en diciembre de 2008?

  18. Pingback: TICágora » ¿Qué te trae por aquí en enero de 2009?

  19. Sinceramente, no me impresiona demasiado la noticia, porque este problema que tanto se da en la actualidad y en tanto lugares, sobre todo desarrollados, del mundo, ya lo he vivido desde muy cerca, por amigos que conozco, o sin ir más lejos, yo mismo lo he vivido durante un tiempo, aunque quizás no a un nivel tan extremo.

    Este problema se debe, la mayoría de las veces, a los juegos on-line, donde los jóvenes, y no tan jóvenes, ya que por experiencia sé que en este tipo de juegos hay personas de todas las edades, desde niños muy pequeños hasta personas mayores, gastan la mayor parte de su tiempo. Todo el mundo se preguntará: ¿Qué tienen esos juegos? ¿Por qué esas personas se hacen adictivas al juego? Pues es muy sencillo. Yo sé que se siente cuando eres adictivo a ese tipo de juegos. En mi caso, fue con el famoso â??World of Warcraftâ?, conocido más por sus siglas, â??WoWâ?. Al principio, no te das cuenta, sólo sabes que el juego esta chulísimo y que te lo pasas genial, conoces a un montón de gente, pero no te das cuenta de que el juego te está absorbiendo, que ya no sales de tu cuarto, que te pasas el día sentado enfrente de la pantalla del ordenador. Por su culpa, dejas de hacer cosas que hacías, como salir con tus amigos, estar con tu familia, leer… El juego, desde el momento en que juegas por primera vez, se convierte en tu vida, una vez que creas tu personaje, ya solo tienes tus amigos virtuales, con los que quedas para hacer cualquier â??questâ? (misiones para obtener mejoras), para dar una emboscada al bando contrarioâ?¦etc. Luego, como siempre están incluyendo mejoras en el Server (lo que permite la conexión entre todas las personas del mundo) donde juegas, siempre te tienen enganchado. También, en el Server tu puedes pagar para conseguir mejoras mucho mejores que las que se consiguen durante el juego, lo cual hace a las personas más competitivas y más adictivas, por el hecho de querer ser los más fuertes del Server.

    Yo hace tiempo que lo dejé, gracias a mi novia, y gracias también a ella, no caigo en la tentación de jugar de nuevo. Pero sigo experimentando el problema en amigos muy cercanos, que intentaron dejarlo, pero volvieron a caer en la tentación, y aún reconociéndolo, no son capaces de dejarlo. También conozco otros casos de personas que al final han logrado darse cuenta de su problema, y han podido dejarlo. Aún así, estas personas, a veces siguen hablando del juego como si estuvieran jugando, sin darse cuenta, ya por adicción, por costumbre al juego.

    Finalmente, me queda decir, que todo esto es por culpa de la sociedad, porque te presiona, te hace sentir inferior, te humilla y por su culpa terminas refugiándote donde te sientes seguro, sin querer nada del exterior, incitando esto, a que te refugies en las nuevas tecnologías. El mejor consejo es que hay que ser fuerte, no dejar que los demás no hagan sufrir sin vivir la vida que nos merecemos. Y por supuesto que se puede jugar a los videojuegos, pero sin olvidarnos de la realidad y haciéndolo con moderación. Resumo mi postura en la frase: â??Abusar de algo, es malo siempreâ?.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *