UN CYRANO DE BERGERAC MÁS HUMANO

La representación teatral es un hecho irrepetible, pues nunca se vuelve a hacer igual en todo. No sólo cambia el día y la hora, sino también el público, que asiste a la misma, y los actores, que, a medida que interpretan una obra, van haciendo suyos los personajes y se compenetran mejor con sus compañeros de reparto.

Esto es lo que sucedió ayer con el montaje de “Cyrano de Bergerac”. Lo volvimos a ver, un año después de su estreno en el Teatro Circo de Puente Genil, y fue como verlo por primera vez. La principal diferencia: que el espacio escénico estaba situado a ras de suelo, como en las representaciones griegas, según nos explicó Miguel Osuna, en la charla del pasado martes. Así, la separación entre los actores y los espectadores, desapareció, y sentimos un Cyrano más cercano a nosotros, como si presenciáramos una historia que se desarrolla en nuestra propia casa. También para los actores constituía un reto, una experiencia distinta, pues cualquier error en el texto, cualquier duda, cualquier lapsus de concentración es percibido, de inmediato. Pero nada de esto sucedió, pues consiguieron hacer creíble la historia que nos contaron: el drama de un hombre, al que un defecto físico, le impide declararse a la mujer amada.

La adaptación del Cyrano de Bergerac, que ha hecho José Antonio Ortiz Ponferrada, le ha permitido reducir a una hora media las casi tres, que dura la representación de la obra original. Se trata de una reducción obligada por las características de la compañía Ñaque Teatro. Las escenas y personajes, que ha eliminado, apenas afectan a la acción principal, que gira en torno a Cyrano.

Son muchos los valores del montaje que vimos ayer: la original escenografía, con la ductilidad de las jaulas, que tan pronto representan el balcón de Rosana, como el campo de batalla o el convento; la interpretación, que ha ganado enormemente, en cuanto a la compenetración entre los actores; la música en vivo, interpretada magistralmente por Alberto de Paz; el vestuario de época; y sobre todo el ritmo, incluso en los momentos de transición entre acto y acto, con los actores moviendo las jaulas al compás de la música.

Además, las explicaciones sobre el montaje, que dio José Antonio, por la mañana, a los alumnos de 1º de Bachillerato nos ayudaron a entender mejor algunos aspectos del mismo como: el simbolismo de las jaulas, que se pueden relacionar con la ausencia de libertad de Cyrano para amar, aunque, al mismo tiempo sea prisionero del amor de Rosana; la lucha de espadas, que también tiene, en ocasiones, un valor simbólico, representando lo que sienten los personajes que no están luchando; el enorme esfuerzo que realizan los actores y actrices, que interpretan a varios personajes; el paso del tiempo, que se manifiesta, a veces, en la forma más dificultosa de caminar de los personajes, o en el cambio de vestuario, o en el uso de un simple objeto, como un bastón; etc.

El momento culminante, la muerte de Cyrano, nos atrapó a todos, incluidos los espectadores más jóvenes, porque una de las ventajas de trasladar el espacio escénico al nivel de los espectadores es que apreciamos mejor cada detalle de la interpretación, particularmente los gestos de ese personaje bravucón que se enternece ante su amada Rosana y acaba admitiendo su impostura. Cuando pierde el equilibrio, por efecto de la herida mortal, y es sujetado por los demás personajes, el silencio se podía cortar con los dedos en el salón de actos.

Un montaje, en suma, lleno de imaginación y de matices, un Cyrano de Bergerac más humano, que recibió el aplauso unánime del público; y unas II Jornadas de teatro que, de nuevo, han conseguido la implicación de la comunidad educativa del IES Gran Capitán y han calado hondo.

21 pensamientos en “UN CYRANO DE BERGERAC MÁS HUMANO

  1. Cyrano no le declara su amor a Rosana por verse acomplejado por su nariz. Al ayudar a Cristian, él se esconde en su persona para poder decirle lo que siente hacia ella. Entiendo a Cyrano, pues, al no poder expresar sus sentimientos, se esconde en la persona de Cristian, aunque quizás esto hace que ella no sepa nada de el. No creo que sea un obstaculo que Rosana se enamore, a causa de su nariz, pues no existe solamente el fisico de las personas, existen otras cosas: su forma de ser, los sentimientos… Quizás no le hubiera dicho nada, si hubiera sido hoy en día, por el que dirán o por sentirse acomplejado.

    Creo que la obra tiene actualidad, pues este tema de los complejos, aún se sigue viendo en las personas que cambian su aspecto físico con cirujías, algunas mas arriesgadas que otras, y todo por tener un físico espectacular, cuando eso realmente no es lo que importa.

    El espacio escénico me gustó, pues, al estar mas cerca de los actores, todo resultaba más cercano. Las jaulas creo que simbolizan la distancia del amor entre los dos. La música del piano me hizo sentir más la obra, me metió más en ella. Me pareció magnífica, además, interpretada en vivo.

  2. En mi opinión las personas de hoy en día, se fijan más en la apariencia física que en el interior, y tal vez esas personas se estén perdiendo cosas sorprendentes que les pueden aportar las personas, por así llamarse, menos llamativas.

    La postura de Cyrano es generosa, pero, a la vez, algo cobarde, por dejar escapar al amor de su vida, porque el tren solo pasa una vez.

    Un inconveniente fue que me encontraba lejos y no pude apreciar los momentos mas significativos de la obra. Pero hubo un momento en que me puse en la piel de Cyrano y sentí esa tristeza que él mostraba, esa rabia por no poder estar con la persona amada.

    La música me impactó, porque le daba un toque triste y melancólico y se ajustaba a cada momento de la interpretación.

    Cristian es una persona sin alma , que se aprovechaba de las dotes de Cyrano, y no se esfuerza por mostrar sus verdaderos sentimientos hacia Rosana. Eso me transmite que no lucha por sus ideales, por sus sueños.

    Me quedó un mal sabor de boca, en el último momento, por ese beso tan esperado que nunca llegó.

  3. La obra «Cyrano de Bergerac» me ha encantado, en cuanto a la representación de los actores, la escenografía y la música. Me impresionó mucho la parte en la que aparece Cyrano, por primera vez, así de improvisto, y también me impresionó la parte en la que Rosana cuenta cómo recorrió y pasó entre los hombres en la guerra, hasta llegar al campamento donde estaban Cyrano y Christian.

    Creo que Cyrano no actuó adecuadamente al no declararle su amor a Rosana y, en cambio, ayudar a Christian a enamorarla. Debido al físico, él piensa que nadie va a poder enamorarse de él y nadie va a poder corresponder su amor.

    Pienso que esta obra tiene un mensaje claro y directo: que no se corresponden la parte física y la parte intelectual. La música del piano me pareció preciosa y fantástica y, se me puso un poco, la piel de gallina. También me encantaron los versos de amor que recitaba Cyrano a Rosana, eran preciosos.

    El único inconveniente de la representación fue que había mucha gente y, a veces, no se veía bien a los actores. Pero, en resumen, la obra estuvo fantástica y la representación de los actores sublime.

  4. Para mí el representar una obra de teatro tiene mucho valor, por el gran esfuerzo que tienen que realizar los actores, el hacer varios papeles de personajes, en una misma obra, la concentración de cada uno de ellos, conseguir ese logro respecto a la vestimenta de aquella época, la iluminación, pero sobre todo, la música, la originalidad de ese piano el cual me llamó mucho la atención.

    Respecto al papel que desempeña Cyrano, comprendo su actitud, su meta por llegar a conseguir la felicidad de Rosana, dejando a un lado sus sentimientos, dejando a un lado su persona, y dándolo todo por un solo objetivo. Siendo por mi parte algo egoísta, no comparto su actuación, aunque sí me identifico con ese miedo a exponer los sentimientos ante una persona, a causa del miedo, el miedo al rechazo, por esos grandes complejos que te atan de pies y manos.

    Por último, que el escenario fuera a ras del suelo fue otra de las cosas que me llamó la atención, que fuera a mi misma altura, haciéndolo mas cercano para el público, fue algo nuevo, distinto y positivo.

  5. Pienso que Cyrano no entiende el amor como realmente es, pues, cuando se ama a una persona, el físico no importa y él cree que, por ser feo, no iba a gustarle a Rosana. El amor no entiende de físico ni de edad, no entiende de gustos u opiniones, es un sentimiento que se tiene que ver con los ojos del corazón, no con los ojos de la cara. Aunque pienso que realmente amaba a Rosana, pues él pensaba que, junto a Cristian, iba a ser más feliz que con él, y por eso ayudó a Cristian a conquistar a Rosana escribiéndole cartas, haciéndose pasar por él, aunque en realidad a la persona que amaba era a Cyrano.

    Pienso que, en la sociedad de hoy en día, esta historia no hubiese sucedido tal y como Edmond Rostand la cuenta, pues el amor hoy se entiende de forma superficial, es un amor egoísta, las personas solo buscan su propia felicidad y no la de la persona a la que aman. Ahora, a cualquier cosa se le llama amor, si una persona quiere a otra no es correspondida, esta quiere a otra, al poco tiempo después, olvidándose de la persona a la que quería. Cyrano la ama hasta el día de su muerte, pues es un amor verdadero, no es egoísta, aunque piensa que a Rosana se enamora del físico.

    Cuando una persona ama verdaderamente a otra, lo único que quiere es verla feliz, sin importarle con quien e intenta ayudarla a conseguirlo, eso es amor.

  6. Pingback: TICágora » Cyrano de Bergerac: teatro y gastronomía

  7. Me ha gustado bastante la obra, a pesar de que sólo la he leído. Entiendo, en parte, que Cyrano no le declare su amor a Rosana, porque, a pesar de que cuando uno está enamorado nesecita gritarlo a los cuatro vientos, Cyrano estaba muy acomplejado con su físico. Al enterarse de que Rosana estaba enamorada de Christian, se sintió totalmente hundido y pensó que la única forma de expresarle su amor era mediante éste. En realidad lo único que hizo fue poner un obstáculo más entre su amada y él.

    Creo que si Cyrano viviera hoy día nunca le habría confesado su amor a Rosana y, además, en caso de ayudar a Christian, éste no la habría aceptado, porque hoy sigue siendo más importante el físico que el interior, seguimos teniendo complejos y me parece que va a seguir siendo así.

    Es un tema interesante, porque el complejo físico y el amor siempre están de actualidad. El mensaje que ha querido dar a entender el autor es que importan más los sentimientos que el físico y estoy totalmente de acuerdo con él.

  8. No entiendo por qué Cyrano ayuda a Christian a enamorar a Rosana, porque si él la amaba, no sé cómo era capaz de ver que ella podría enamorarse de otro. Pero, por otro lado, pienso que lo hacía porque, a través de Christian, era la única forma que tenía para expresar sus sentimientos hacia Rosana. Comprendo perfectamente a Cyrano, al no confesar su amor, porque al tener un complejo, le impedía dar el primer paso por miedo al posible rechazo de Rosana. Pero, también, me pongo en el lugar de Christian, un muchacho guapo y enamorado que es incapaz de expresar lo que siente, porque creo que piensa que con el físico lo es todo y no se ha preocupado nunca de desarrollar su carisma para conquistar.

    Pienso que el físico no es un impedimento para tener una relación sentimental, pero hoy en día, la mayoría de la gente sólo se fija y juzga al los demás por su aspecto físico, por lo que hay personas que se sienten inseguras a la hora de poder tener una relación sentimental, porque tiene mucha influencia sobre ellos el mundo que les rodea, y piensan que podrían llegar a fracasar.

    Hoy en día, hay pocos casos en los que la gente demuestra sU amor como Cyrano; son más simples, pero hubiesen intentado declarar su amor hacia la persona a la que aman.

    La obra es muy bonita, pero te deja con un sentimiento triste, porque no llega el final feliz que todo el mundo espera.

  9. Entiendo más o menos el comportamiento de Cyrano con Rosana, porque, al tener ese defecto, se sentía acomplejado y, por eso, no tenía el valor de decirle lo que sentía por ella.

    Pero lo que no entiendo muy bien es que ayudara a Christian a conquistar a Rosana, porque, así, lo que hace es que ella se fije en Christian y no en él. Ademas, yo creo que, al hacer eso, tendría que sufrir, porque estaba perdiendo a la mujer que amaba.

    La verdad, creo que, en la actualidad, puede haber gente a la que le ocurra lo mismo y que, por culpa de los complejos que tienen, no son capaces de hacer las cosas que realmente quieren; y lo que tendrían hacer es ser más valientes, dejar atrás los miedos y tener valor para conseguir lo que desean.

  10. Me ha gustado mucho la obra, porque, aunque sea drama romántico, tiene algunos momentos de humor y algunas luchas con espadachines. En anteriores siglos, era muy normal que los escritores escogieran este género escrito en versos, para escribir sus obras, pero ¿cómo sería en hoy en día?

    Por desgracia, hoy en día, no se suele cumplir este patrón, pero eso no significa que no se cumpla ya que personas cercanas a mí, son felices con sus parejas, cuando una de ellas tiene una deficiencia física. Yo entiendo que Cyrano no se le declare a Rosana y es por el miedo a que ella le rechace y se ría de él, por su aspecto físico y, por medio de Cristian, libera sus sentimientos, a través de cartas de amor. Y en mi opinión no hay ningún enamorado que escriba ese tipo de cartas y mucho menos declararse de esa forma a su amada, hoy en día, y es una verdadera pena, porque es señal de que no sabemos expresar nuestros sentimientos.

    El tema que plantea la obra tiene mucha actualidad, porque, aparte de ver la representación y leer Cyrano de Bergerac en febrero, el amor no correspondido está a la orden del día (divorcios, desengaños amorosos…) y ya no sólo por eso sino porque muchas personas tienen muchos complejos y los quieren eliminar a través de la falsa imagen que dan, con cirugías con lo peligroso que es.

    Yo entiendo mejor la obra, gracias a la buena actuación de los actores, pero una gran lástima que, de todos los sitios del salón de actos, me tuvo que tocar al final y apenas pude ver algunas escenas adecuadamente, como el final, que me perdí ciertos gestos que me hubieran encantado ver; pero menos mal que utilizaban esas enormes jaulas que, cuando se subían, se veía bien la acción que realizaban los actores. Además de eso, también las jaulas significan dos cosas: la primera representa el amor esclavo de Cyrano, imposible para él de liberar y la segunda representa diferentes lugares de la acción.

    La representación en vivo es algo fabuloso y lo que más me llamó la atención fue la melodía que sonaba de aquel piano en directo que servía para darle emoción y ritmo a la obra, porque no había telón y, de esta manera, no se rompía ese ritmo de la obra.Yo valoro muchísimo el trabajo que tuvieron que hacer, ya que algunos actores o actrices realizaban varios papeles diferentes, pero es una pena que tuviesen que reducir la representación de la obra a la mitad.

    Otro comentario que voy a hacer es sobre la vestimenta y los peinados, ya que son los adecuados en ese siglo y sobre el hecho de que la representación sea en directo y a ras del suelo, que hace que nos sumerjamos en la obra, como si nosotros fuéramos uno más de los actores.

    En fin, me ha gustado la representación y se le recomiendo a la gente, si tienen la oportunidad de verla, que lo hagan y disfruten tanto del teatro como yo hice con esta obra.

  11. Una obra maestra, sí señor, esa es mi calificación, y es que no puede ser otra. Sinceramente, me encantó cuando la vi, bueno, en realidad creo que nos encantó a todos los que estábamos allí presentes, ya que quedó reflejado en los aplausos y los vítores finales que entre todos les otorgamos a una representación y a unos actores magistrales.

    He ido a las jornadas de teatro del Instituto, desde que comenzaron el año pasado, y francamente es una de las mejores decisiones que he tomado, porque hasta ahora, desde “Novecento” hasta “Cyrano de Bergerac”, pasando por “La Farsa de Maese Pathelin” y la representación de las bandas sonoras del cine todo ha sido maravilloso.

    No obstante, aunque la carrera teatral que ha tenido lugar en el Instituto ha sido fascinante, quiero centrarme en el montaje de Cyrano, que no tiene desperdicio ninguno:

    El espacio en el que se representaba era un tanto rocambolesco, esas tres jaulas, simples en la forma y puestas en el “escenario”, que no era otra cosa que el suelo de la sala, ya que como bien has aclarado, Matías, no emplearon el escenario, salvo para la música. En su lugar las utilizaron, a mi entender de manera majestuosa, para mantener la ilusión de una infinidad de lugares, sobre todo en los balcones, que yo imaginé que verdaderamente se encontraban allí. Veía a Cyrano bajo ese balcón susurrando palabras de amor a su amada de manera tan real que era fascinante.

    La vestimenta era magnífica sin duda. Algo que me llamó la atención y que quedó demostrado, al finalizar la obra, es que todos tenían un utensilio característico y fundamental de la época en la que se representa la obra, y es una espada. Todos, como bien al final la enseñan, con su elegante saludo, empuñan una espada, algo pintoresco y extraño pero que, unido a las escenas de esgrima que en la propia obra se representan, le dan a la misma un acabado espectacular. Me encantaron las escenas de lucha que, como eran imposibles de expresar a la par que hablaban, lo hacían con un trabajo tremendamente elaborado y enormemente acompasado y coordinado que, como digo, le dan majestuosidad a la obra.

    Los personajes son espléndidos, todos en absoluto, tantos las mujeres como los hombres, los correctos y los menos honrados, todo son maravillosos, pero por supuesto como no puede ser de otra forma Cyrano destaca entre ellos con una grandeza sublime, y es que nada ni nadie era comprable a su forma de decir el verso, y sobre todo a su espada a la que todos sucumbían.

    La trama por otro lado es brillante, que aunque pueda parecer una historia de amor tan cotidiana como todas, tiene un giro distinto a las demás, y es que en esta ocasión no se trata de un enamorado que pretende conquistar a su amada, a través de un alcahueta, sino que el enamorado es precisamente el otro, el que ayuda al primero y del que la mujer está enamorada inconscientemente, rompiendo con algunos patrones establecidos.

    Por último, me gustaría hacer alusión a la música, esa hermosa melodía que ha acompañado siempre a las jornadas de trabajo de mano de Alberto de Paz, ese magnífico pianista que causa estragos en el público cada vez que desliza sus dedos por ese espléndido piano de cola…

    Todo ello hace de esta obra un representación sublime, capaz incluso de emocionar con su trágico final, en el que el valiente enamorado no teme a la muerte, sino que la recibe con los brazos abiertos y con un talle de nobleza y de gallardía que hace que te sientas insignificante ante ese ser.
    En pocas palabras, una obra maestra.

  12. EL CYRANO DE BEGERAC

    Lo primero que quiero comentar es que era un grupo fabuloso de profesionales que hicieron los papeles bien y también la música en vivo y las luces de fondo, todo lo cual hizo que el IES Gran Capitán pareciera un lugar Importante.

    El físico de Cyrano era ridículo y feo; creo que esto huebiera sido un impedimento para conseguir un amor hoy en día.
    También el hecho de que la obra se de desarrollase a ras del suelo tenía más desventajas que ventajas; la única ventaja era que solamente se escuchaba mejor y lo demás eran solo desventajas, si estabas atrás de la sala no se veía bien y tambien, referiéndome a la sala, estaba mal acondicionada y había mucha gente.

    Las jaulas son elementos importantes; pues se trata de una obra triste donde el protagonista es prisionero del amor. La música en vivo también estuvo bien.

  13. Cuando vemos una representación teatral, conseguimos captar momentos y situaciones mucho más reales que si vamos al cine o vemos una película en casa, al tener a los actores tan cerca, viendo cómo se mueven por el escenario, oyendo sus pasos, como pronuncian sus diálogos, sus gestos, etc.
    Todo esto nos hace adentrarnos en la historia y vivirla más intensamente.
    La representación que vimos en el instituto de Cyrano me gustó bastante, los actores eran muy buenos y el argumento muy completo. Lo hicieron superbien para el escenario tan modesto, pero a su vez tan simbólico, que tenían.
    Representaron una obra compleja, con gran dinamismo, sobre todo cuando luchaban con las espadas, el sonido de éstas chocando impresionaba y le daba mucho más realismo. La trama estaba llena de sentimiento, el dolor de un amor que se oculta en la sombra, incapaz de mostrarse abiertamente a la mujer amada por miedo a ser rechazado por su aspecto físico, nos hace sentir lástima por el protagonista y es una situación en la que todos nos hemos podido encontrar alguna vez.
    El final fue triste, aunque nos hizo reflexionar sobre los sentimientos, y lo difícil que puede ser, a veces, amar y ser amado.

  14. Entiendo la postura que adopta Cyrano respecto a Rosana y Christian. Es muy bonito que se esfuerce por la felicidad de ella, a pesar del dolor de no poder poseerla por el simple hecho de tener una imperfección física, pero si él la ama con sus virtudes y defectos, ¿cómo no entiende que ella también podría amarle?
    Hay que ser muy fuerte para dejar escapar el amor de tu vida solo para que este sea feliz, pero el físico llega un momento en la vida en el que se desvanece.

    El amor es algo que se siente con el corazón, que se mira con este. Es un sentimiento, no se puede valorar por el aspecto de la persona, animal u objeto.

    Por desgracia, hoy día, el amor se ha vuelto totalmente distinto, es algo que se mira con la vista y con el cuerpo. Hoy, el amor significa sexo, hacer el amor ha desaparecido para muchas personas. Hoy día, este, solo busca la felicidad de uno mismo mediante el uso de otras personas, muy pocas personas harían lo que Cyrano hizo con Rosana. Obviamente, la primera impresión que recibimos es siempre física, pero cuando una persona abre su corazón, la vista es ciega. El amor no entiende de palabras o de observaciones, el amor es ciego.

  15. Cyrano, al ver su defecto físico, piensa que su amor con Rosana es imposible; como quiere que sea feliz y ella está enamorada de Christian, le ayuda a éste a conquistarla.

    Es una pena que, en la actualidad, no haya tantos hombres, como él; alguno habrá, pero la mayoría van pasando de todo.

    En la representación de la obra, a la que asistí, cada elemento que aparece tiene un porqué y un significado. Valoro muchísimo que algunos actores tuvieran que interpretar varios papeles, porque no creo que haya sido nada fácil y que la música hubiera sido interpretada en vivo, dándole emoción a la representación.

  16. Entiendo la postura de Cyrano de querer ayudar a Christian a conseguir el amor de ambos, puesto que mi situación fue parecida y en ella ayudé a una amiga a conseguir el amor de un chico del cual estábamos enamoradas ambas, aunque en esta historia, de mi amor nadie sabía.

    Cyrano no le declara su amor a Rosana, de la cual vive enamorado, por temor a ser rechazado por sus defectos físicos, pero por otro lado, quiere que Rosana sea feliz. Descubre que ella siente gran atracción por Christian el cual tiene un gran físico, pero no sabe hablar, cosa que Rosana no sabe de él. Por ese motivo Cyrano decide ayudar a Christian, para que así pueda conseguir a Rosana. Cyrano empieza a escribir cartas de amor a Rosana, haciéndose pasar por Christian y así hasta llegar a conseguir su amor.

    En la obra, el defecto físico es un obstáculo entre la relación sentimental de ambos. Cyrano está enamorado de Rosana por cómo es ella, por su ser, su personalidad, y después, por su físico. Sin embargo, Rosana no está enamorada de él, ni siquiera siente atracción por Cyrano, porque a ella le rechaza su aspecto físico y no consigue ver mas allá de ello.

    El físico no tendría que ser un obstáculo, ni ser tan importante a la hora de estar con una persona, porque en el caso de Rosana, ella siente atracción hasta Christian por su físico, pero en verdad está enamorada por sus palabras. Está enamorada por su personalidad, la cual le pertenece a Cyrano.

    Si Cyrano hubiera vivido hoy en día, creo que le habría ocurrido lo mismo que en esa época, porque hoy en día siguen existiendo esos problemas, en los que el temor a ser rechazado por cualquier motivo o defecto físico, consigue vencer al corazón.

    La obra me pareció una obra maestra, los actores hicieron un gran trabajo, ya que varios desempeñaban varios personajes y tenían que prepararse rápidos y saberse el guión a la perfección. El único inconveniente que vi fue que, al estar el espacio escénico situado al ras de suelo, los que nos encontrábamos atrás del todo no podíamos apreciar varios momentos de la obra.

    La música fue una de las cosas que más me gusto de la obra, ya que se iba ajustando a cada momento de la interpretación.

  17. Pues la obra de Cyrano, representa el amor del Cyrano hacia Rosana. Ella ignora esto, ya que se cree que quien la ama y le dice tantas cosas bonitas es Cristian, el cual no sabia expresarse y solo se limitaba a repetir lo que el Cyrano le decia.
    Finalmente, cuatro años después de la muerte de Cristian, Cyrano no deja de ir a visitar a Rosana todos los dias, pero solo el día que fue herido y sabia que iba a morir, fue capaz de recordar de memoria la carta que le envío a ella, y en ese momento se da cuenta de que él era el que verdaderamente le amaba y le escribía.

    Creo que la postura del Cyrano de callarse una cosa tan grande, no le trajo nada provechoso, puedo entender que por su defecto físico tuviese reparo a expresar lo que sentía, pero creo que después de tanto tiempo y encima ya muerto Cristian, deberia haber expresado lo que sentía y no callarse hasta el ultimo momento sin conseguir lo que tanto deseaba. Y mucho menos ayudar a alguien a conseguir lo que tu tanto deseas. Pienso que hay que luchar por lo que quieres y solo hay que rendirse cuando no quede otra, porque si no lo intentas no sabes lo que puede pasar.

    Me gusto mucho que a la obra le acompañara ese piano, el cual te hacia sentirla más.
    Lo del escenario a ras del suelo, pienso que tiene su lado negativo: que el que está en el fondo tiene dificultad para ver bien lo que pasa, y también tiene su lado positivo, ya que puedes ver la representación más cerca y ves mejor la interpretacion de los actores.

  18. Cyrano de bergerac

    Pienso que la obra de teatro “cyrano de bergerac” es una obra muy bonita, aunque a mí no me gustó mucho.
    Pero aún así creo que es una obra de amor preciosa.
    Cyrano bajo mi punto de vista era un hombre miedoso, porque aunque le daba igual enfrentarse a cualquier contrincante, no era capaz de decirle a la mujer que amaba, que la quería.
    Por otra parte Rosana estuvo engañada todo el tiempo que estuvo casada con el otro hombre porque ella en realidad solo le gustaba su físico, porque las cartas y las palabras bonitas que a ella la enamoraban en verdad era cyrano quien las pensaba y recitaba.
    Rosana tuvo muy mala suerte porque cuando creía estar enamorada de Cristian, lo matan en la guerra y a los años cuando se entera de que en realidad era cyrano, también se muere el.

    FIN

  19. la obra de teatro esta buena pero yo de tonta la resumi por esena que boluda grande ahora tengo que hacer todo de nuevo que bajon!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *